BUSCADOR

de documentación

Consulta toda la documentación disponible sobre el bien
«Pirineos-Monte Perdido»

BUSCADOR

Patrimonio Inmaterial

Consulta toda la información sobre los bienes del Inventario de Patrimonio Inmaterial

Sercué

Pequeña aldea situada a 1207 m de altitud en la ladera del Mondoto, en un lugar privilegiado en la confluencia del río Aso y el Bellos, en pleno Cañón de Añisclo.

Las casas son grandes, de piedra, cubiertas con tejados de losa y con enormes chimeneas troncocónicas. Sobre las casas, y adosadas a la parte posterior de las mismas, se encuentran los yerberos, pajares y eras.


Los restos de la iglesia de San Martín, románica, nos habla del origen medieval de este núcleo.

Se trata de una pequeña construcción de gruesa mampostería en hiladas y piedra sillar en esquinas, de nave rectangular dividida en dos tramos, con ábside semicircular orientado al este.


Está documentado que el 13 de diciembre de 1240 Jaime I de Aragón dio a don Bertrán de Ahonés la honor del valle de Vio, con el lugar de Sercué.


Tradicionalmente este pueblo basó su economía en la ganadería trashumante, y en el año 1857 tenía 35 habitantes. Durante el siglo XX, sufrió un importante descenso de población que hizo que, durante algunos años, estuviera despoblado